Ser voluntario significa inscribirse durante un año para hacerse cargo de una generación de niños de un colegio en Bajos Mena. 

 

En la práctica, implica realizar sábado a sábado los talleres junto a otro voluntario, a un grupo de entre tres y seis niños. Así, vas haciéndote amigo de los niños y apoyándolos a que aprendan jugando.

Inscríbete como

voluntario